• Mar. May 21st, 2024

Chivas Y Crónicas

"Chivas y Crónicas", el periódico virtual dirigido por Juan Carlos Giraldo Palomo, es un espacio dinámico y comprometido con la difusión de noticias relevantes y crónicas impactantes. Con un enfoque fresco y una mirada perspicaz, nuestro objetivo es informar y entretener a nuestra audiencia, ofreciendo una cobertura completa de los acontecimientos más destacados. Desde noticias de última hora hasta crónicas detalladas, "Chivas y Crónicas" te mantiene al tanto de todo lo que sucede en el mundo, con la pasión y el profesionalismo que nos caracterizan.

ASÍ FUE Como URIBE compró y sobornó testigos y cuadró las declaraciones del “Tuso” Sierra y otros delincuentes, para engañar a la Justicia.

DELINCUENTE en calidad de Determinador, es lo que concluye la Fiscalía sobre el ex presidente ÁLVARO URIBE VÉLEZ, al hallarlo presunto responsable de sobornar testigos, comprar testimonios y manipular a varios peligrosos  narcos y paras, para que declararan en su favor y, de paso, salvarse él y su hermano de los señalamientos por paramilitarismo.

Las conclusiones están consignadas en el escrito de acusación que un fiscal delegado presentó ante un nuez Penal de Bogotá, con el que formalmente el poderosos ex presidente queda llamado a juicio, obligado a responder en una audiencia pública por los tres graves delitos que, años atrás, le había endilgado la Corte Suprema de Justicia a la hora de enviarlo a la cárcel.

Chivas y Crónicas” obtuvo el documento de la Fiscalía, para reproducir los apartes más relevantes y contundentes, como por ejemplo las que señalan directamente al jefe del Centro Democrático de haber coordinado personalmente la estrategia de engaño a la Justicia, a través de la compra de los testimonios y la manipulación de las declaraciones, lo que consiguió con la ayuda de otros oscuros personajes, liderados por el también acusado abogado DIEGO CADENA, ya hallado responsable de los mimos actos delictivos y corruptos.

El Dr. ÁLVARO URIBE VÉLEZ, Expresidente de la República, contando con apoyo consciente,
deliberado y sistemático de múltiples personas, bajo la coordinación, la dirección y con el
beneplácito, patrocinio o aval suyo, materializó la estrategia que idearon para lograr
testimonios, documentos, y/u otros medios probatorios que dieran cuenta de hechos o
situaciones parcialmente cierto(a)s o que no correspondían a la realidad y que les sirviera
para falsear o colocar en duda versiones que contra él y su hermano SANTIAGO habían rendido
y reiterado los señores PABLO HERNÁN SIERRA GARCÍA y JUAN FGUILLERMO MONSALVE PINEDA“, señala de entrada el escrito de la Fiscalía.

Concretamente, el escrito de acusación se refiere al llamado “Aboganster” DIEGO CADENA, asesor y confidente del exmandatario para estas lides, quien, según las conclusiones y pruebas obtenidas por los investigadores, fue el encargado de llevar y traer, ejerciendo una labor de emisario y mensajero al servicio de las necesidades legales de su patrón.
.
Particularmente, el Dr. URIBE VÉLEZ, determinó al abogado DIEGO JAVIER CADENA RAMÍREZ
para que directamente, o por interpuesta persona, entregara y/o prometiera dinero u otras
utilidades a seleccionados testigos de hechos delictivos, para que faltaran a la verdad o la
callaren total o parcialmente en las actuaciones penales aludidas. Al mismo tiempo, con tan
específicos actos, indujo en error a la Sala de Instrucción No. 2 de la Sala de Casación
Penal de la Corte Suprema de Justicia, para obtener de esta, decisiones contrarias a la ley”, afirma tajantemente el escrito.

Y hace énfasis en la forma como, aparentemente contando con el aval del ex presidente, el “Aboganster” coordinó la forma de ubicar personas en varios sitios, que poco a poco fueran tejiendo la telaraña de falsos testimonios y declaraciones compradas, favorables a los intereses jurídicos de su patrón y de su hermano SANTIAGO. Para ello, CADENA contó con la colaboración del primo del ex presidente, el también ex senador MARIO URIBE, condenado por nexos con los paras, hoy libre en Medellín tras pagar su pena de prisión.

.
Tras reuniones especiales que -en los primeros meses del 2017- propició o facilitó su pariente
y exsenador de la república Mario de Jesús Uribe Escobar, el Dr. URIBE VÉLEZ impartió
instrucciones precisas al abogado Diego Javier Cadena Ramírez, para que, directamente o
con otras personas, ubicaran y contactaran a ex paramilitares u otros ciudadanos que, a
cambio de dinero en efectivo, promesas remuneratorias, servicios gratuitos u otras utilidades
o beneficios, rindieran su testimonio sobre supuesta maquinación que los señores Pablo
Hernán Sierra García, alias “Pablo”, “Alberto Guerrero” o “Pipintá”, y Juan Guillermo
Monsalve Pineda, alias “Guacharaco”, o “Villegas”, tenían para involucrar a los hermanos
Santiago y ÁLVARO Uribe Vélez, en actos delictivos y de la que también haría parte el
parlamentario Iván Cepeda Castro”. agrega el documento de la Fiscalía General.

Y va más allá, el concluir de forma directa y sin ambigüedades, que todo lo que el abogado CADENA HIZO, de forma tramposa e ilegal, contó con el direccionamiento de su jefe, el ex presidente URIBE VÉLEZ.

.
En desarrollo del plan descrito, el señor Cadena Ramírez, conforme a lo direccionado e
indicado por el procesado URIBE VÉLEZ, en establecimiento de reclusión de Palmira (Valle del
Cauca), bajo promesa remuneratoria y otros beneficios o prebendas prometido(a), negoció
con el ex paramilitar CARLOS ENRIQUE VÉLEZ RAMÍRE, alías “Víctor”, que mintiera ante la
Corte Suprema de Justicia sobre supuesta reunión que en el pasado habría sostenido en
la cárcel La Picota en Bogotá con el parlamentario Iván Cepeda Castro, y que a la vez,
desmintiera las afirmaciones que su exjefe Pablo Hernán Sierra García, alias “Pablo” o
“Alberto Guerrero”, había realizado contra los hermanos Santiago y Álvaro Uribe Vélez,
y para lo cual contarían con el apoyo o colaboración de Darley Guzmán Pérez, alias “Jopra”,
Jhon Jaime Cárdenas Suárez, alias “Fosforito”, Fauner José Barahona Rodríguez, alias
“Racumín”, y Eurídice Cortés Velasco, alias “Diana”, entre otros ex paramilitares“, afirma el escito criminal.

Y enfatiza que quedó demostrado que la el abogado CADENA cumplió a cabalidad con su tarea de mensajero y emisario, iniciando tales gestiones a mediados el año 2017, concretamente haciendo visitas a varias cárceles, donde estaban detenidos algunos de, los testigos que le ayudarían a su patrón. La idea era que los testigos confesaran que fabricaron un complot para desacreditar al expresidente.

Uribe y su hermano Santiago

Fue así como el 18 de julio de 2017 el abogado Cadena Ramírez logró que el señor Carlos
Enrique Vélez Ramírez, alías “Víctor”, firmara manuscrito que previamente el primero hizo,
en papelería suya, mediante el cual el segundo daba a conocer al señor Fiscal General de
la Nación de la época, el complot que habría propiciado su ex patrón Sierra García en
Doscientos o menos millones de pesos y asistencia jurídica “gratuita” en procesos penales que en su contra se adelantaban o adelantaran en detrimento de intereses especiales de Santiago y ÁLVARO URIBE VÉLEZ. Igualmente, daba cuenta de un supuesto encuentro suyo con el parlamentario Iván Cepeda Castro, en el cual
este le había prometido protección y las mismas prebendas que le había dado a su exjefe,
para que declarara contra los hermanos Uribe Vélez“, prosigue diciendo el documento.

El abogado CADENA siguió haciendo lo suyo, logró que esos testigos firmaran una carta, que de inmediato, y ante la inminencia del vencimiento de los términos procesales, dicho escrito fue allegado a la investigación previa 13798, adelantada por la Fiscalía 10 Delegada ante la Corte Suprema de Justicia contra Santiago Uribe Vélez,
Luis Alberto Villegas Uribe, Juan Guillermo Villegas Uribe y Santiago Gallón Henao.

Posteriormente, el denunciante URIBE VÉLEZ, por intermedio de apoderado judicial, el 15 de
agosto de 2017 lo aportó a la investigación previa 38451, atrás reseñada.
Pasados unos días, con la intervención y colaboración del abogado Samuel Arturo Sánchez
Cañón, lograron que Carlos Enrique Vélez Ramírez, de su puño y letra, escribiera
documento similar, y que fue allegado a la Sala Especial de Instrucción de la Corte
Suprema de Justicia, por el mencionado profesional, junto con otro documento que su
cliente Vélez Ramírez le había confiado para que se lo guardara como prueba de su proceder
irregular.
De igual forma, ante el auto inhibitorio dictado a favor del congresista Cepeda Castro, con
el que además se compulsó copias para investigar separadamente al denunciante URIBE VÉLEZ,
el abogado Cadena Ramírez nuevamente contactó al testigo Vélez Ramírez, para que
suscribiera documento específico, dirigido a la Corte Suprema de Justicia, esencialmente
para que -su declaración- se tuviera en cuenta para esclarecer los hechos que involucraban
a Pablo Hernán Sierra García y al congresista Cepeda Castro, y para que no pasaran otras
cosas como las que pasó con Mario Uribe.
Este nuevo documento del señor Vélez Ramírez, al igual que otros que sobre el mismo
asunto, suscribieron los señores Jhon Jaime Cárdenas Suárez, alias “Fosforito”, y Fauner
José Barahona Rodríguez, alias “Racumín”, el 23 de febrero de 2018, los allegó el
denunciante URIBE VÉLEZ, a través de apoderado suyo, a la Sala de Casación Penal de la
Corte Suprema de Justicia, para que hicieran parte de la investigación de única instancia
38451.
Además, cuando estaba corriendo el término de traslado para los recurrentes de la decisión
inhibitoria que el 16 de febrero de 2018 la Corte Suprema de Justicia adoptó a favor del
parlamentario Cepeda Castro, dentro del radicado 38451.“, concluye la Fiscalía.

Los mensajes al testigo estrella

La Fiscalía pasa después al tema del considerado “testigo estrella” de este sonado escándalo, el exparamilitar  JUAN GUILLERMO MONSALE, quien para la época de los hechos estaba detenido en la Cárcel “La Picota” de Bogotá, hasta donde le llegaron los mensajes telefónicos, como parte de la fase de inicio de compra del que URIBE y los secuaces consideraron el testimonio clave y determinante.

El día 21 y el 22 de febrero de 2018, desde Neiva (Huila) recibió mensajes de texto y voz de su
amigo Carlos Eduardo López Callejas, alias “Caliche”, con los que le indicó que personas
del partido Centro Democrático, concretamente el Representante a la Cámara por el
departamento del Huila Álvaro Hernán Prada Artunduaga, emisario del expresidente y
Senador ÁLVARO URIBE VELEZ, lo había buscado para que -a través suyo- consiguiera que
Monsalve Pineda grabara un video en el que se retractara de las declaraciones que venía
realizando en procesos adelantados contra los hermanos Uribe Vélez.
Para esa misma época, el señor Monsalve Pineda también fue abordado por Diego Javier
Cadena Ramírez, quien concurrió al citado centro de reclusión, con el mismo propósito, y
en representación del Dr. ÁLVARO URIBE VELEZ. En la primera oportunidad Juan Guillermo
no atendió a Cadena Ramírez, pero si lo hizo el interno Enrique Pardo Hasche, quien -de
tiempo atrás- insistentemente venía persuadiéndolo para que formalizara esa retractación
suya a cambio de asistencias o beneficios especiales que su directo beneficiario le brindaría
con profesionales del derecho especializados y por lo que procedió a transmitirle a Juan
Guillermo el motivo de la visita que infructuosamente ese día hizo el abogado Cadena
Ramírez.
No obstante, el 22 de febrero de 2018, en presencia del abogado Héctor Romero
Agudelo y del condenado Pardo Hasche, quien simultáneamente, en otra mesa de
esa cárcel, atendía reunión con el abogado Jaime Lombana Villalba y María
Mercedes Williamson, el interno Juan Guillermo Monsalve Pineda se entrevistó
con Diego Javier Cadena Ramírez. En esta reunión, Diego Javier le solicitó a Juan
Guillermo que firmara un documento que previamente había diligenciado, en el que
Monsalve Pineda manifestaba que sus declaraciones contra los Uribe Vélez eran
falsas, y que las había realizado por ofrecimientos de beneficios jurídicos y/o
prebendas del congresista Iván Cepeda Castro”.

La Fiscalía concluye contundentemente que, en todo momento, el ex presidente URIBE estuvo al tanto del proceder de sus emisarios, en especial de las gestiones del “Aboganster” CADENA, quien para ese momento ya había avanzado bastante en conseguir los favores pedidos por su patrón.

A cambio de esa declaración falaz, Cadena Ramírez, con autorización del Dr. ÁLVARO
URIBE VÉLEZ, y sin cobrarle honorarios, prometió a Monsalve Pineda iniciar una
acción de revisión por un proceso penal que en su contra se había adelantado,
mejores condiciones en su reclusión, y que, sí públicamente pedía seguridad para él
y para su familia, ellos apoyarían su solicitud ante el competente. Pese la insistencia de los señores Carlos Eduardo López Callejas y Enrique Pardo Hasche, el señor Monsalve Pineda no realizó el video requerido y tampoco firmó la carta de retractación que, sin su consentimiento y a nombre suyo, había elaborado Cadena Ramírez,
y privativamente porque él adujo no estar dispuesto a incrementar su pena por la comisión
de un delito de Falso testimonio.
Persistiendo en el propósito trazado, y estando pendiente definir el recurso de reposición
interpuesto por apoderado especial del denunciante ÁLVARO URIBE VÉLEZ contra el auto
inhibitorio proferido a favor de su denunciado Cepeda Castro, en tres ocasiones más, Diego
Javier Cadena Ramírez visitó al señor Monsalve Pineda en la cárcel citada.

Las cosas comienzan a cambiar

En este punto, el escrito deja ver cómo la situación que antes le pareció positiva a URIBE, ahora comenzó a tomar un matiz preocupante, luego de que uno de los testigos se negara a firmar las cartas que intentaban comprar y sus testimonios falsos.

El testigo estrella contra Uribe

Para ello, el 22 de marzo de 2018 el mandatario Cadena Ramírez telefónicamente se
comunicó con el expresidente URIBE VÉLEZ, y le transmitió la preocupación que Monsalve
Pineda tenía para saber sí en realidad él estaba facultado para actuar en su nombre. Acto
seguido, su interlocutor, a través del mismo medio, contactó a su amigo Juan Guillermo
Villegas Uribe, le pidió que ubicara a familiares de Monsalve Pineda, que les solicitara que
confirmaran a su pariente Juan Guillermo que, en efecto, Diego Javier Cadena Ramírez lo
visitaba de parte suya y que como tal podía recibirlo en el centro carcelario. Villegas Uribe
cumplió el encargo y el recluso Monsalve Pineda accedió a reunirse nuevamente con
Cadena Ramírez.
Igualmente, Diego Javier Cadena Ramírez sostuvo conversaciones constantes con el señor
Enrique Pardo Hasche y alguna otra con Juan Guillermo, esencialmente para que este
elaborara una carta en la que le pidiera perdón al Dr. ÁLVARO URIBE VÉLEZ por sus supuestas
falsas acusaciones, la cual efectivamente diligenció en su celda, con la asesoría del interno
Pardo Hasche, acordando entregársela al togado requirente, a través su esposa Deyanira
Gómez Sarmiento, y con tal fin se encontraron el 5 de abril de 2018 en una cafetería del
centro de esta ciudad. En esta ocasión tampoco se concretó el objetivo de lograr el medio
de prueba solicitado.
Anteladamente, concretamente el 2 de abril de 2018, la señora Gómez Sarmiento había
radicado -ante la Corte Suprema de Justicia- la carta solicitada a su esposo Monsalve
Pineda, con la que pidió perdón al país y a los hermanos URIBE VÉLEZ y expresó su
arrepentimiento por haber testificado contra ellos, con la glosa que, a renglón seguido, el
mismo Juan Guillermo realizó, y en cuanto a que aquellas manifestaciones las había
efectuado por la presión que sobre él ejercieron los señores Cadena Ramírez y Pardo
Hasche, enviados por el Expresidente ÁLVARO URIBE VÉLEZ.
Adicionalmente, Diego Javier Cadena Ramírez, en nombre y representación del doctor
ÁLVARO URIBE VÉLEZ, con la colaboración de otras personas, en diferentes establecimientos
carcelarios y fuera de ellos, ubicó y contactó a ex militantes de grupos de paramilitares, para
que, a cambio de favores jurídicos, dinero u otras dádivas, elaboraran escritos y videos a
favor del Dr. ÁLVARO y de su hermano Santiago, y con los que pretendía tachar de
mentirosos a quienes como Pablo Hernán Sierra García o Juan Guillermo Monsalve
Pineda habían expresado vínculos o relaciones estrechas de los hermanos URIBE VÉLEZ con
grupos paramilitares que operaron en el Departamento de Antioquia, o en zonas
circunvecinas.
Producto de tales comportamientos son los manuscritos de los ex paramilitares Carlos
Enrique Vélez Ramírez, Fauner José Barahona Rodríguez, Jhon James Cárdenas Suárez,
y Harlintont Mosquera Hernández, antes reseñados, y video específico de la también ex
paramilitar y exguerrillera Eurídice Cortes Velasco y que apoderados del entonces aforado
URIBE VÉLEZ los adjuntaron a las actuaciones radicadas bajo los radicados 38451 y 52601, y
como prueba de que las sindicaciones a los hermanos URIBE VÉLEZ surgieron por
ofrecimientos o prebendas ofrecidas por el parlamentario Cepeda Castro.
Particularmente, se destaca que el 23 de febrero de 2018 al escrito de sustentación del
recurso de reposición oportunamente interpuesto y sustentado contra la decisión
inhibitoria del 16 de febrero de 2018 que se dictó a favor del senador Iván Cepeda Castro
y contra compulsa de copias que se dispuso para investigar al también congresista ÁLVARO
URIBE VELEZ, se acompañaron copias informales de manuscritos de 19, 20 y 21 de febrero
de ese mismo año, en su orden, rubricados por Carlos Enrique Vélez Ramírez, Jhon
Jaime Cárdenas Suárez y Fauner José Barahona Rodríguez sobre manifestaciones de
ofrecimientos efectuados por Pablo Hernán Sierra García a nombre de Cepeda Castro, y
sin que pudieran anexar la pretendida retractación de Juan Guillermo Monsalve Pineda”

Aparecen más compinches: una corrupta fiscal

En medio de sus desespero ante el giro que empezaba a tomar el caso, URIBE y su abogado echaron a andar otra fase de su criminal estrategia, esta vez con la ayuda de otros oscuros personajes, todos ellos del “Bajo mundo” criminal,  condenados y señalados de graves crímenes, como el caso de una Fiscal Especializada, que había sido condenada por recibir sobornos en dólares de un capo del Narcoparamilitarismo.

También, en desarrollo de la estrategia criminal definida, el 08 de mayo de 2018, el
denunciante URIBE VÉLEZ logró que su apoderado suplente, aportara el video que, a solicitud
de los abogados Diego Javier Cadena Ramírez, y Juan José Salazar Cruz, el 8 de abril de
2018 grabó Eurídice Cortes Velasco, alias “Diana”, especialmente para que hiciera
señalamientos falsos contra Pablo Hernán Sierra García, video por el cual sus peticionarios
también le entregaron dinero5 y le prometieron asesoría “gratuita” por un proceso penal
que en su contra se adelantaba, por el delito de Falso testimonio.
Del mismo modo, el abogado Diego Javier Cadena Ramírez, siguiendo instrucciones del
congresista URIBE VÉLEZ, contactó y entrevistó en la cárcel de “El Buen Pastor” a la Dra.
Hilda Jeaneth Niño Farfán especialmente para que diera su versión sobre la supuesta
confabulación que -durante la administración del Fiscal y Vicefiscal General de la Nación,
Eduardo Montealegre Lynett, y Jorge Fernando Perdomo Torres, respectivamente,
algunos otros altos funcionarios de la Fiscalía General de la Nación, y el Magistrado José
Leonidas Bustos Martínez, habrían propiciado para que el señor Santiago Uribe Vélez
fuera injustamente acusado, y por lo que Cadena Ramírez le prometió “dialogar” con su
mandante, para que le colaborara con la asignación de un cupo que requería para continuar
su detención preventiva en la Escuela del ejército donde el expresidente URIBE VÉLEZ residía,
y que, pese a una sentencia de tutela, ella aún no había podido lograr.

El “Tuso” Sierra, el otro eslabón

Y es cuando en este entramado corrupto y delincuencial, aparece el ex narcotraficante JUAN CARLOS “TUSO” SIERRA, un temible personaje que fue extraditado a Estados Unidos, donde confesó que era el manejador del dinero del narcotráfico de las AUC, lo que, en Colombia, le valió para entrar camuflado al proceso de paz del entonces presidente URIBE, con disfraz político como miembro de las AUC.

El abogado CADENA buscó al “Tuso” Sierra en la Florida Estados Unidos, donde vive libre pero vigilado por la Justicia de ese país, donde pagó condena por narcotráfico y otros crímenes contra el Gobierno norteamericano. Al “Tuso” lo contactaron para que declarara más de lo mismo: que unos políticos y un periodista y supuestos emisarios del Fiscal General EDUARDO MONTEALEGRE, de su vicefiscal JORGE PERDOMO y del entonces presidente de la Corte Suprema JORGE LUIS BARCELÓ, lo visitaron para que, a cambio de dinero y beneficios jurídicos, declarara  contra ÁLVARO URIBE y su hermano SANTIAGO.

Además, se puntualiza que, de manera personal y directa ÁLVARO URIBE VÉLEZ, o a través
de Diego Javier Cadena Ramírez, de servidores de su Unidad de Trabajo Legislativo, de
copartidarios, amigos o allegados suyos, logró contactos con personas en el exterior o en
Colombia, especialmente para que Juan Carlos Sierra Ramírez, alias “El Tuso” realizara
video o una carta con los que declarara a su favor, privativamente por la visita que hicieron
los congresistas Piedad Córdoba Ruiz, Rodrigo Lara Restrepo, e Iván Cepeda Castro, al
centro de reclusión de los Estados Unidos de América donde aquel se encontraba privado
de su libertad, diligencia en la que supuestamente se le habría pedido al señor Sierra
Ramírez que apócrifamente declarara contra él y su hermano Santiago.
En tal sentido, el Dr. URIBE VÉLEZ logró que el extraditado Sierra Ramírez suscribiera
dos documentos, uno del 01 de agosto de 2018 y otro del 20 de diciembre de
2018, los que, a través de mandatarios suyos, aportó al presente diligenciamiento,
y con los cuales buscaba cuestionar falsamente el comportamiento oficial de los
parlamentarios referidos, especialmente el del representante Cepeda Castro, y el
del Exfiscal Montealegre Lynett, Exvicefiscal Perdomo Torres y otros altos
servidores o exservidores de la Rama Judicial“, concluye la Fiscalía.

Uribe, el cerebro criminal

Con todos esos elementos ya probados, la Fiscalía concluyó que fue ÁLVARO URIBE VÉLEZ, personal y directamente, quien diseñó la estrategia de entrampamiento y de mentiras para favorecerse y, de paso, perjudicar al senador IVÁN CEPEDA y a otros personajes de la vida pública que consideraba sus enemigos y detractores, como el caso de los exfiscales MONTEALEGRE y PERDOMO y de un destacado periodista de telvisión.

Por último, se debe connotar que Diego Javier Cadena Ramírez, con la expresa
manifestación de que representaba los intereses del senador ÁLVARO URIBE VÉLEZ, y sin
contar con poder para ello, el 27 de junio de 2018 presentó un memorial dentro del
radicado 38451 con el cual demandó la revocatoria del auto inhibitorio y de la orden de
archivo que el 16 de febrero de 2018 emitió la Sala Especial de Instrucción No. 2 de la
Sala de Casación Penal de la Corte Suprema de Justicia a favor del senador Cepeda
Castro, para lo cual -siguiendo instrucciones de su determinador- aportó tres escritos de
contenido similar a los anteriormente mencionados, y que, en virtud de su procedimiento
delictual conjunto, firmaron los internos de la Cárcel de Cómbita Máximo Cuesta Valencia,
alias “Sinaí”, Giovanny Alberto Cadavid Zapata, alias “Cadavid” y Elmo José Mármol
Torregrosa, alias “El Poli”.
Así las cosas, la Fiscalía estima que el imputado ÁLVARO URIBE VÉLEZ, conociendo los
acontecimientos trascendentes relatados acá, y siendo consciente de cada uno de sus actos
y consecuencias, encaminó su voluntad o querer al objetivo delictual trazado, esto es con
dolo directo, en beneficio propio o de terceros, y en menoscabo de la eficaz y recta
impartición de justicia y de derechos o intereses superiores de sus víctimas, de esta manera
determinó la comisión de las conductas punibles que adelante se reseñan y que ejecutaron
bajo circunstancias de menor y mayor punibilidad, particularmente las que, en su orden,
contemplan los artículos 55-1, y 58-9, y 10 del Código penal.
Frente a la causal de atenuación reseñada, se debe considerar que para el momento de la
materialización de los delitos por los que se procede en su contra, el Dr. URIBE VÉLEZ carecía
de antecedentes penales. Con relación a las de agravación, por un lado se aquilata que su
proceder lo llevó a cabo abusando o desconociendo la posición distinguida que ocupaba
en la sociedad, especialmente por los cargos que había ostentado, su posición económica,
ilustración, poder y autoridad política, y, por el otro, se debe tener en cuenta que obró en
coparticipación criminal con otras personas que intervinieron o participaron en los mismos, 
decisiones que para entonces formalmente ya se encontraban ejecutoriadas.
En ese sentido, se debe estimar que el Dr. URIBE VÉLEZ, ha sido una persona ampliamente reconocida en la
sociedad colombiana y en la comunidad internacional, que desde lustros atrás fue acompañado en sus propósitos
políticos, y concretamente cuando fue elegido como Senador de la República desde 1986 hasta 1994, luego como
Gobernador de Antioquia para el período 1995-1997, Presidente de la República por dos periodos consecutivos,
en la primera década del 2000, y nuevamente Senador de la República, entre otras dignidades o distinciones que
ha tenido”

La lista de “Cómplices”

Por último, la Fiscalía detalló la lista de quienes fungieron como cómplices de URIBE, varios de los cuales serán investigados o ya lo están, como el caso del “Tuso” Sierra:
Álvaro Hernán Prada Artunduaga, Diego Javier Cadena Ramírez, Juan José Salazar Cruz, Samuel Arturo
Sánchez Cañón, Mario Uribe Escobar, Wilser Darío Molina Molina, Enrique Pardo Hasche, Victoria Eugenia
Jaramillo Ariza, Eurídice Cortes Velasco, Máximo Cuesta Valencia, Elmo José Mármol Torregrosa, Giovanny
Cadavid Zapata, Carlos Eduardo López Callejas, Ramiro de Jesús Henao Aguilar, Gabriel Muñoz Ramírez.

Si este caso llegase finalmente a Sentencia y la Fiscalía logra sostener las pruebas ya documentadas, el expresidente URIBE se podría ver avocado a una pena de prisión de hasta 12 años. No hay que olvidar que el caso, en su última instancia, llegará a la Corte Suprema, la misma instancia de donde surgió y que ordenó la captura del Imputado.