• Mié. May 22nd, 2024

Chivas Y Crónicas

"Chivas y Crónicas", el periódico virtual dirigido por Juan Carlos Giraldo Palomo, es un espacio dinámico y comprometido con la difusión de noticias relevantes y crónicas impactantes. Con un enfoque fresco y una mirada perspicaz, nuestro objetivo es informar y entretener a nuestra audiencia, ofreciendo una cobertura completa de los acontecimientos más destacados. Desde noticias de última hora hasta crónicas detalladas, "Chivas y Crónicas" te mantiene al tanto de todo lo que sucede en el mundo, con la pasión y el profesionalismo que nos caracterizan.

ALERTA: A mediados de este siglo, Cundinamarca podría perder todos sus páramos, advierte la CAR.

DESOLADOR PANORAMA dejó el resultado un estudio hecho por la CAR Cundinamarca y la Universidad Nacional de Colombia, según el cual, si siguen en aumento las temperaturas, los municipios ubicados en la cuenca del Río Bogotá sufrirán una dramática reducción de su oferta hídrica, mientras que los páramos del departamento se verían tan afectados que, incluso, podrían desaparecer del mapa del departamento a mediados de este siglo.

El estudio y sus resultados fueron dados a conocer por el director de la Car Cundinamarca, ÁLFRED BALLESTEROS, quien explicó que son 46 los municipios en riesgo ante el ascenso de la temperatura media en toda la cuenca del Río Bogotá, que podría pasar de 1.5 a 2°C más altas en 20240 y de 2 a 4,2°C hacia finales del siglo.

El director de la CAR Cundinamarca se mostró seriamente preocupado al conocer los resultados del estudio, y entregó declaraciones públicas alertando sobre el sombrío panorama que se ve más cerca de lo que se sospechaba hace unos años, ante el impacto del Cambio Climático, que ya es una realidad.

Río Bogotá

La variabilidad climática, o cambio climático, es una realidad que nos afecta a toda la sociedad. Es necesario que las  autoridades ambientales investiguemos y analicemos cuáles son las consecuencias y los efectos que esta nueva realidad de la variabilidad climática puede generar en  nuestro territorio. Por eso hoy, la Car Cundinamarca y la Universidad Nacional, han socializado los resultados de un importante estudio, el estudio sobre la vulnerabilidad frente a las amenazas que genera la variabilidad climática en la cuenca del Río Bogotá“, explicó el funcionario.

Al entregar las cifras que deja el estudio de la CAR y la Universidad Nacional, llamó la atención en la necesidad urgente del cambio de prioridades en las medidas a tomar, tanto de las autoridades nacionales, departamentales y regionales, como de la misma población civil y del empresariado.

Álfred Ballesteros, explicando el estudio

Las conclusiones de este estudio son un poco preocupantes: los 46 municipios de de la Cuenca del Río Bogotá, van a sufrir un problema de reducción de su oferta hídrica en el resto de este siglo, de hasta el 13.8 porciento. 19 de estos 46 municipios, se encuentran en riesgo Alto y Medio de sufrir afectaciones como consecuencia de la variabilidad climática. Importante que todos conozcamos este estudio.  Va a estar publicado en  nuestra página Web “www.car.gov.co”. Es necesario también incorporar las conclusiones de este estudio en el ordenamiento territorial de los 46 municipios y en las medidas de adaptación que tenemos que implementar, desde las autoridades ambientales pero también desde los sectores privados, porque recordemos que adaptarnos al cambio climático es también una responsabilidad de todos“, agregó Ballesteros.

Comunicado de la Car Cundinamarca

Según los resultados del estudio, los municipios con mayor pérdida de ecosistemas son: Chocontá, Guasca, Guatavita, Sesquilé, Cogua, Subachoque, Villapinzón, Zipaquirá, La Calera, El Rosal, Gachancipá y Tena. El siguiente es el comunicado emitido por la Oficina de Comunicaciones de la Car Cundinamarca:

La Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca (CAR) y la Facultad de Ciencias de la Universidad Nacional de Colombia presentaron los resultados de la alianza estratégica para abordar los desafíos del cambio climático en la cuenca del río Bogotá.

Este estudio permitirá a los 46 municipios de la cuenca del río Bogotá identificar las amenazas y riesgos, considerando las particularidades socio-culturales y bióticas de cada área.

Cómo resultados principales de este análisis se prevé una reducción del 13.8% en la oferta hídrica para finales de siglo, principalmente la cuenca baja del río Bogotá, así como en municipios con alta presión por el crecimiento de su población.

Igualmente, la investigación concluye que El Rosal, Madrid, Mosquera, Agua de Dios, Apulo, Quipile, Ricaurte y Tocaima presentaron alta vulnerabilidad en términos de reducción del recurso hídrico.

“Es necesario que las autoridades ambientales investiguen y analicen cuáles son las consecuencias y efectos que la variabilidad climática puede generar en nuestro territorio ”, precisó el director de la CAR – Alfred Ballesteros.

En este sentido el objetivo de la alianza CAR – Universidad Nacional permitió evidenciar que en términos de disponibilidad de agua, se prevé una disminución significativa en el mayor número de municipios, estos hallazgos son fundamentales para la planificación, toma de decisiones y adopción de estrategias en materia de adaptación al cambio climático.

Es por ello que los cambios estudiados en las variables climáticas tendrían impactos en varios aspectos de la cuenca del río Bogotá, por ejemplo; el aumento de las zonas semiáridas y áridas en la mayor parte de la cuenca y la reducción de las zonas frías de varios municipios ubicados en la cuenca baja.

De igual manera, la salud también presentaría riesgos por cambio climático en la cuenca del río Bogotá, donde se podrían registrar aumentos significativos de chagas, dengue y leishmaniasis y, en forma leve malaria.

El director Alfred Ballesteros precisó, “es imperativo incorporar las conclusiones de este estudio en el ordenamiento territorial de los 46 municipios y en las medidas de adaptación que tenemos que implementar desde las autoridades ambientales y desde los sectores privados, porque recordemos adaptarnos al cambio climático, es también una responsabilidad de todos”.

Principalmente, el análisis destaca la necesidad urgente de tomar medidas proactivas para abordar estos desafíos y adaptarse a los impactos del cambio climático en la región de la cuenca del río Bogotá.

A su turno el doctor José Daniel Pabón Caicedo, investigador de la Universidad Nacional de Colombia, indicó, “se espera que la información generada sobre vulnerabilidad y riesgo pueda ser utilizada para incorporar la adaptación al cambio climático en instrumentos de planificación”.

Entre las principales amenazas identificadas por los investigadores de la CAR y la Universidad Nacional se citan las siguientes:

-Recursos hídricos: la mayor parte de la cuenca del río Bogotá tendría menores volúmenes bajo todos los escenarios y en los dos períodos futuros. las reducciones de los rendimientos hídricos serían para finales de siglo entre 6.3% y 26.4%, lo que generaría que los municipios presenten riesgo alto y muy alto por cambio climático.

-Ecosistema: se darían reducciones en bosque alto andino húmedo, bosque alto andino subhúmedo, bosque andino bajo subhúmedo, y desaparición de los páramos a mediados de siglo así como aumentos en las áreas de la cuenca con vegetación de tipo bosque andino seco.

– Agricultura: la papa, el café arábico, el maíz y los pastos, se tendrían riesgos de moderados a muy altos por cambio climático en las zonas de la cuenca donde se dan estos cultivos.

La CAR y la Universidad Nacional reiteran su compromiso de continuar trabajando juntos para abordar estos desafíos y proteger nuestros ecosistemas y comunidades.